Martes 21 de Mayo de 2019
 
 
 
 
12 de Junio de 2008
     
 
   
 
Quince líneas de colectivos sufren la escasez de gasoil
 
Tienen problemas para funcionar con normalidad y suspenden algunos servicios
La carta enviada hace una semana por la refinadora Shell a las empresas de transporte público de pasajeros para anunciar una reducción del 50% en los cupos de gasoil ya delineaba el escenario con servicios de baja frecuencia y esperas de hasta una hora que comenzó a observarse desde el lunes pasado en la Capital Federal y el conurbano bonaerense.

El presidente de la Cámara Empresaria de Autotransporte de Pasajeros (CEAP), Daniel Millaci, estimó que "son quince las empresas afectadas", sumando las de jurisdicción nacional y provincial. Y detalló que, en la órbita de la CEAP, las líneas que tienen problemas para funcionar por la entrega insuficiente de gasoil son las número 2, 47, 80, 95, 102, 168 y 237.

"Todas las abastecidas por Shell están disminuyendo frecuencias", sintetizó Millaci, y explicó que los servicios están condicionados a la llegada de los camiones cisterna. "Si no llega a la una de la mañana, al otro día no podrán funcionar", dijo al describir una escena de lo que sucede por estos días, cuando muchas compañías de transporte ya consumieron el total de sus reservas de gasoil.

Según pudo averiguar La Nación, otras de las empresas que ya han implementado recortes en sus servicios son las líneas 22, 159 y 176. Ayer, volvieron a frenar unidades en las terminales: mientras que la 22 funcionó con menos colectivos por hora y en la 176 se agotaron las reservas de gasoil (de 70.000 litros), la 159 volvió a cancelar el servicio semirrápido entre las 12 y las 16, y redujo la frecuencia nocturna después de las 23.

Aunque pocos confían en las soluciones a corto plazo, en las distintas cámaras dijeron que Shell prometió regularizar la entrega para mediados de mes, cuando llegará un barco con 40.000 m3 de combustible importado. Anteayer, la empresa había dicho a La Nación que esa carga se utilizaría para saldar deudas con otras refinadoras. Ayer no hubo declaraciones al respecto.

"La escasez afecta a líneas de corta, media y larga distancia. Muchos suspendieron servicios en las horas de menor demanda. Es que ya ni siquiera se puede conseguir gasoil pagando 2,50 el litro como hicimos hasta ahora", dijeron al matutino porteño en la Federación Argentina de Transportadores por Automotor de Pasajeros.

A cinco de las 30 empresas del grupo DOTA, que concentra un alto porcentaje del transporte de pasajeros en la Capital y alrededores, les falta gasoil. Por eso, la empresa se vio obligada a alquilar un camión por casi 1000 pesos para trasladar el combustible de una cabecera a la otra. "De los 75.000 litros de entrega programados para la fecha nos deben 35.000. No bajamos la frecuencia porque el 80 por ciento del gasoil que usamos proviene de otra refinería. Pero si esto persiste, tendremos que recortar", dijo Alejandro Somuano, tesorero de DOTA.

Afectado por la escasez, otro hombre del sector disparó: "Esto es un invento chino: tenemos subsidios, pero ya ni siquiera recibimos combustible". Su línea redujo el servicio y, por lo tanto, la recaudación.

La situación no es más alentadora en el transporte público de larga distancia. El presidente de la Cámara Empresaria del sector (Celadi), Mario Verdaguer, señaló que "por la escasez de gasoil y los cortes de ruta, el 50 por ciento del servicio está parado, y por el problema de recaudación que eso significa, peligra el aguinaldo que corresponde abonar a los trabajadores este mes".

En La Plata el problema aún no llegó al transporte público, pero el 90% de las estaciones no tiene combustible. En Córdoba, la cifra llega al 50 por ciento. En La Rioja, la empresa que presta el servicio de transporte urbano de pasajeros advirtió que si el paro de camioneros sigue, el lunes o martes comenzarían los problemas.

En La Pampa, el faltante podría afectar a taxis y ómnibus: "Si no llegan camiones a las 19 [de hoy] no quedará nada de gasoil", advirtió el presidente de la Cámara de Expendedores de Combustibles de La Pampa. En Mendoza, la escasez aún no afecta al transporte público.

Fuente: Diario La Nación, edición on line del 12 de junio de 2008. Nota firmada por Luján Scarpinelli

 
           
     
         
 
   
     
Ir al sitio web de ACARA