Jueves 22 de Agosto de 2019
 
 
 
 
25 de Junio de 2008
     
 
   
 
El combustible llega de a poco al interior
 
Varias provincias aún tienen problemas
La provisión de combustible mejoró un poco en el interior, pero sigue habiendo casos en los que faltan ciertas naftas o gasoil. Además, se mantiene en algunas provincias el sistema de ventas por cupos. En la mayoría de ellas, los precios no cambiaron.

En Buenos Aires, por ejemplo, la escasez de combustible "se siente fuertemente en el interior provincial, donde los productores quieren empezar a sembrar y no tienen gasoil", explicó Luis Malchiodi, de la Federación de Expendedores de Combustible de la Provincia de Buenos Aires.

En Córdoba, el abastecimiento se normalizó en casi en toda la provincia, salvo en algunos pueblos pequeños más alejados de los centros urbanos, según indicó el presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles, Raúl Castellano.

También señaló que, particularmente en el interior y en las zonas agropecuarias, se registra un momentáneo faltante de gasoil debido a la gran demanda, sobre todo de los productores agrícolas. Castellano dijo que aquellas estaciones que remarcaron precios durante el paro rural han retornado a los valores anteriores.

En San Luis, el suministro de combustible se regularizó, pero aún continúan los problemas de stock, según manifestó ayer el presidente de la Cámara de Expendedores de Combustible de San Luis, Martín Chada.

Allí las estaciones continúan con restricciones de venta, que incluyen una carga de $ 50 por vehículo en el caso de las naftas y $ 80 en el caso del gasoil. El transporte urbano e interurbano de pasajeros sacó ayer la mitad de sus colectivos a la calle.

En Santiago del Estero, el reabastecimiento es muy lento y aún hay estaciones que venden por cupos y algunas que no tienen.

En Formosa, progresivamente se restablece la normalidad en el expendio de combustibles, pero se mantiene la venta por cupos.

En Tucumán, la normalización se demora porque no ingresan en la provincia naftas de Shell, que tiene el 20% del mercado local.

En Misiones, el abastecimiento mejoró, pero las naftas aumentaron y en algunas estaciones de servicio locales sólo se expendía la más cara, que cuesta $ 3,25 el litro, mientras que el litro de gasoil está a $ 2,50. Los precios no bajaron tras levantarse el paro agropecuario.

En La Pampa las estaciones de servicio se están reabasteciendo, pero en el norte de la provincia está escaseando el gasoil. Los precios, que aumentaron en promedio en las últimas semanas hasta un 7%, aún no bajaron.

En Bariloche, faltó nafta en estaciones de servicio YPF. La escasez se produjo en las últimas horas y en la estación de servicio ubicada sobre la calle Mitre ayer no había ningún tipo de combustible.

En San Juan, la provisión no mejoró. Hay graves problemas para conseguir nafta súper, y con suerte se consigue la premium. El abastecimiento de gasoil se ha visto mejorado, pero igual persisten los inconvenientes para conseguirlo.

Respecto de los precios, no han bajado y todo indica que no bajarán. Petrobras vende la premium a $ 3,89 y la súper, a $ 3,40. Esso vende la nafta premium a $ 3,90 y la súper, a $ 3,34. YPF, a $ 3 y $ 2,70, respectivamente.

Fuente: Diario La Nación, edición on line del 25 de junio de 2008
 
           
     
         
 
   
     
Ir al sitio web de ACARA