Domingo 16 de Junio de 2019
 
 
 
 
8 de Julio de 2008
     
 
   
 
Cae casi 10% la venta de nafta premium por subas de precios
 
Hubo un fuerte cambio en la pauta de consumo en favor de la nafta "súper
Los fuertes aumentos de precios que se vienen registrando desde principios de año en los surtidores y el enfriamiento de la actividad económica han provocado un cambio significativo en las pautas de consumo del combustible líquido.

El producto "top" como son las naftas premium -que hasta principios de 2008 eran que las más crecían en ventas- ahora se encuentran cuesta abajo, mientras las variedades super y común volvieron a recuperar parte del terreno que habían perdido en los últimos años.

De acuerdo con las estadísticas de la Secretaría de Energía de la Nación, el expendio de naftas premium en los primeros cinco meses del año experimentó una caída del 9,7% respecto a igual período de 2007. Durante el mes de mayo, el descenso interanual en las ventas de la nafta más selecta llegó al 11%, que medido en litros representó unos 14,2 millones menos que lo que se había vendido en mayo del año del año pasado.

Una situación bien distinta se dio con las naftas súper. La comercialización interna entre enero y mayo de este año versus igual período de 2007 registró una suba del 31%, tras alcanzar un acumulado de 1.506 millones de litros. Esto significa que, por los altos precios, hubo un efecto sustitución que favoreció a la categoría super en detrimento de la premium

Si se toman en cuenta los datos de mayo, la variación respecto a mayo de 2007 llega al 23,1%, con casi 55 millones de litros más vendidos en las estaciones de servicios.

Por el lado de la nafta común, también se verificó una recuperación, aunque de menor magnitud que la observada en el expendio de las marcas súper. En los primeros cinco meses del año, las ventas de nafta de menor calidad mostraron un crecimiento del 2% respecto al mismo período de 2007.

Por el lado del gasoil, los números oficiales señalan que hubo un incremento acumulado en el expendio doméstico del 4,5% entre enero y mayo frente a igual período del año pasado.

Tanto para los estacioneros, como para las entidades de usuarios, el motivo principal que explica el reacomodamiento dado en el consumo de combustibles es la marcada diferencia de precios que existe no sólo entre variedades de naftas, sino también entre las bocas de expendio de las petroleras.

Desde principios de año, las naftas premium aumentaron un 30% promedio y en determinados lugares ya roza los $ 3,40 el litro. En tanto, las naftas súper y normal subieron sólo entre 20% y 25% y --por ahora-- ninguna supera la barrera de los $ 3 el litro.

Fuente: Diario Clarín, edición impresa del 8 de julio de 2008. Nota firmada por Antonio Rossi
 
           
     
         
 
   
     
Ir al sitio web de ACARA