Sábado 15 de Junio de 2019
 
 
 
 
9 de Abril de 2008
     
 
   
 
Buscan nuevo acuerdo con Brasil por el tema de los autos
 
Argentina tiene un rojo comercial en autopartes de 1.500 millones de dólares

EXPECTATIVA. UN OPERARIO EN LA PLANTA DE VOLKSWAGEN, EN CORDOBA.
1 de 1

El Gobierno busca lograr un nuevo acuerdo automotriz con Brasil a cinco años de plazo y contribuir así a reducir el déficit comercial con ese país, que llega a 4.000 millones de dólares anuales.

Desde 2002 Argentina mantiene un rojo comercial con Brasil que se acrecienta año tras año. El sector automotriz aporta, a través de las autopartes, 1.500 millones de dólares a este déficit.

Aunque la intención original era liberar el comercio automotriz entre los dos países, merced al déficit, año tras año se firma un nuevo acuerdo que intenta poner límites al intercambio.

Ahora, los funcionarios locales juran que llegó el momento de reemplazar el cortoplacismo por políticas de mediano plazo. Así, la apuesta es comenzar a definir en una reunión que habrá en Buenos Aires la semana próxima un acuerdo de política automotriz a cinco años de plazo y que seguirá contemplando cupos.

En julio se vence el acuerdo vigente. El nuevo convenio contemplará un nuevo mix de intercambio. Pero si la postura Argentina progresa, implicará además que Brasil se baje de su intención de liberar el intercambio en el corto plazo.

"Lograr un acuerdo de mediano plazo es la única manera de ofrecer previsibilidad para las inversiones", explicó días atrás el secretario de Industria, Fernando Fraguío. La reunión en la que se discutirá el nuevo acuerdo tendrá como protagonistas a Fraguío y a Iván Ramalho, secretario ejecutivo del Ministerio de Desarrollo, Industria y Comercio del gobierno de Lula.

Una de las puntas para achicar el déficit comercial -que en el primer trimestre creció 14,3% respecto del mismo período de 2007- es impulsar la instalación en Argentina de autopartistas brasileñas, aprovechando las ventajas de financiación a las inversiones que les ofrece el banco estatal brasilero BNDES.

"Lo central es que se trate de nuevas inversiones, de compañías que lleguen e instalen una planta y contraten a trabajadores argentinos. No estamos promoviendo un sistema en el que simplemente las empresas argentinas cambien de manos", dijo una fuente oficial.

Aunque este tramo de la negociación se concentrará en las automotrices, Brasil tiene otros temas que quiere poner sobre la mesa.

El primero está referido a las exportaciones argentinas de trigo, ya que Brasil demanda 7 millones de toneladas sobre las 15 millones que genera la cosecha argentina. Pero con la decisión del Gobierno de restringir las exportaciones, el país vecino se vio obligado a buscar otros proveedores y a pagar más caro. Con la promesa aún incumplida de que el Gobierno reabrirá el registro de exportaciones de trigo, se encendió la ilusión brasileña de que el tema se resuelva.

La esperanza de los funcionarios es que la cuestión esté destrabada para cuando llegue Ramalho y contar así con una prenda de negociación.

Menos rentabilidad en las pymes

En 2007, los costos de producción de las Pymes se incrementaron 47%, mientras que los precios promedio de los productos que fabrican crecieron cerca de 20%, según datos de la Fundación Observatorio Pyme, presentados ayer en un seminario. Tres de cada cuatro empresarios manifestaron que la rentabilidad de su empresa disminuyó respecto de un año atrás, aunque el 80% de las pymes industriales dijeron que tuvieron "una fase de crecimiento" durante 2008.

Por esta razón, el 57% de las pymes invirtió durante el año pasado. Y un 27,8% no lo hizo porque no encontró financiamiento adecuado. La falta de financiación fue definida como un obstáculo para mejorar la productividad. Frente a ello, el secretario de Industria, Fernando Fraguío reconoció en el seminario que "la inversión de las empresas salió del bolsillo propio" en estos años y prometió trabajar en el tema.

Antecedentes

El régimen automotriz con Brasil está a la espera de un cambio. Actualmente cada país puede importar US$ 195 por cada 100 que exporta. Esto viene beneficiando a Brasil hace años. Ya en marzo, el secretario de Industria Fernando Fraguío y su par Ivan Ramalho se habían reunido para crear un grupo especial para tratar el tema autos. Ahora la Argentina planteará un cambio más estructural. El sector viene de un muy buen año, con un crecimiento de 30% en la industria automotriz en 2007.

Herramientas

Tasas subsidiadas, Sociedades de garantía Recíproca y créditos para capacitación son los ejes de la política oficial Pyme, destacó ayer en el Senado el subsecretario Pyme Eric Calcagno.

Fuente: Diario Clarín, edición impresa del 9 de abril de 2008. Nota firmada por Annabella Quiroga
 
           
     
         
 
   
     
Ir al sitio web de ACARA